¿Qué es el Aikido?

Aikido uno de los artes marciales modernos, su creador Morihei Ueshiba (1883-1969). Los practicantes de este arte o aikidōkas también lo llaman Ō-Sensei («Gran Maestro») en señal de admiración y respeto. Ueshiba llego a entrenarse con muchos maestros y escuelas clásicos y tradicionales de artes marciales con armas (Escuelas de kenjutsu o de esgrima con sable, estilos: Gotō-ha Yagyu Shingan ryu, Ittô-ryû, y otros; escuelas de manejo de la lanza o sojutsu estilo Hozoin-Ryu, y escuelas del manejo de bastones y varas bojutsu), además de escuelas de artes marciales japonesas sin armas. (Daitō-ryū Aiki-jujutsu), Tenjin Shin’yō-ryū jujutsu y judo), en Gotō-ha Yagyū Shingan-ryū kenjutsu con Nakai Masakatsu desde 1903 a 1908 en Sakai, y en judo con Kiyoichi Takagi en 1911 en Tanabe.

El verdadero nacimiento del Aikido se dio como resultado de tres momentos de despertar espiritual que Ueshiba experimentó y que impactaron grandemente su entendimiento de las artes marciales.

El primero ocurrió en 1925, cuando Ueshiba derrotó desarmado a un oficial de la marina que le atacó con un boken (katana de madera), logro vencerlo sin dañarle.

Su segunda experiencia ocurrió en 1940, durante el proceso ritual de purificación misogi.

Su tercera experiencia fue en 1942 durante la peor lucha de la Segunda Guerra Mundial, cuando Ueshiba tuvo una visión del «Gran Espíritu de la Paz»

El Aikido se empezó a practicar en Quito Ecuador desde hace aproximadamente 30 años, no es muy conocido ni muy practicado ya que no es un deporte y no hay competencia.  Es denominado el «arte de paz», pero en esencia es sumamente exigente y eficientemente letal en un combate, la exigencia de su entrenamiento hace que muchas personas joven y adultos lo abandonen muy tempranamente ya que se requiere una disciplina, responsabilidad y perseverancia digna de un samurái para entenderlo, Recordando que la premisa del samurái fue y es SERVIR. El entrenamiento diario de aikido le ayuda y le permitirán controlar su cuerpo, su mente y su espíritu, en esencia controlando su instinto agresivo, creando personas útiles a sí mismos, útiles a su familia y útiles a la sociedad. Aikido Ecuador,  una organización sin fines de lucro que tiene por misión difundir este arte marcial en todo el Ecuador, empezando por la ciudad de Quito. Conscientes de la problemática de nuestras ciudades en especial Quito, de tener un alto grado de inseguridad, Aikido Ecuador ha implementado cursos regulares de defensa personal utilizando AIKIDO con la finalidad de estar preparados en un momento dado y ciudad inclusive a su agresor de que no se haga daño haciendo entender que no bueno atacar a un persona que practica  AIKIDO. El aikido se basa e utilizar la fuerza de su oponente, realizando movimiento, triangulares, cuadrados, circulares y espirales logrando unirse a la fuerza de su oponente sin romper esa unión hasta proyectarlo o someterle con llaves de sumisión.

Porque se debe entrenar AIKIDO

1.- Aikido es una disciplina no violenta ni agresiva.

¿Qué significa esto? Simplemente, nunca iniciará una pelea. En Aikido se aprenden a solucionar los conflictos no a iniciarlos, ni a hacerlos más grandes. La práctica de Aikido no estimula a que los niños padezcan el «síndrome de los Power Rangers» con el cual van por todos lados golpeando y pateando a sus amigos, familiares, puertas y/o mascotas. Debido a que Aikido se basa en el principio de la no-resistencia, el practicante aprende a no ser agresivo, resolviendo los conflictos con un posible agresor, en la calle o en la escuela, con calma y buscando neutralizarlo sin causarle daño.

2.- Enseña a los practicantes a mantenerse en calma.

Si los niños, jóvenes y adultos necesitan permanecer sentados en la escuela, el trabajo o la casa, concentrarse en la tarea o en el trabajo o enfocarse durante la práctica de algún deporte, Aikido les muestra cómo hacerlo de forma correcta. La práctica de las técnicas de Aikido les enseña a controlar la agitación, precipitación e impaciencia; tan natural en los niños, jóvenes y adultos de hoy en día. A través de la práctica los niños, jóvenes y adultos  aprenden que hay momentos para jugar, para estar serios, para hablar, para relajarse, para aprender, para trabajar. Los practicantes de aikido se vuelven conscientes de que existen momentos diferentes y aprenden a adaptarse a cada situación de manera natural.

3.- Enseña a los practicantes a defenderse de forma práctica.

A través de técnicas de desequilibrio, inmovilización y control, siempre evitando lastimar a sus agresores. Desequilibrar y controlar funciona muy bien, aún si son más pequeños que sus agresores. Además, de esta forma evitan el problema que se podría dar.

4.- Da a los practicantes una visión positiva del mundo.

Les enseña que, para hacer cosas que valgan la pena, deberán trabajar en armonía con su entorno (medioambiente y los seres que les rodean). Les enseña que ocasionando problemas nada bueno obtendrán. Sin embargo, si su estado mental es correcto, calmado y positivo; ellos podrán obtener algo bueno, aún en medio de las situaciones adversas. Los practicantes de aikido aprenden que «Cada problema representa una oportunidad para mejorar».

5.- Ayuda a los niños en la Escuela.

Practicando Aikido, los niños desarrollan tranquilidad y pensamientos más claros. Como resultado, asimilan más fácilmente los conocimientos y piensan con más claridad. Aikido busca desarrollar el potencial humano al máximo, y la escuela es uno de los lugares más importantes para que este potencial se vea realizado.

6.- Se fomenta el Trabajo en Equipo y el Liderazgo.

En cada clase de Aikido se propicia el ambiente adecuado para que los practicantes de aikido puedan aprender de ellos mismos y de otros practicantes, sin violencia y en conjunto. Comprenden que las técnicas de Aikido se construyen entre dos o más. Aprenden rápidamente a ayudarse mutuamente con naturalidad y a cooperar entre ellos para lograr objetivos comunes.

7.- Funciona para gente pequeña.

Debido a que Aikido no se basa en el tamaño, velocidad, peso o alcance; es posible que puedan aplicarlo sobre otros de mayor talla o peso. De hecho, es bastante sorprendente darnos cuenta de la potencia que puede generar un practicante pequeño al aplicar técnicas de Aikido sobre un agresor más grande.

M:.N:. 

El Aikido es un arte marcial de defensa personal, inspirado en la filosofía de la no violencia, creado a principios del siglo pasado por el sensei japonés Morihei Ueshiba. Fue concebido como una de las más sublimes y sofisticadas artes marciales, y que en niveles superiores, es una efectiva disciplina para el desarrollo, integración y utilización de todo el poder físico y mental del ser humano.

Su principio básico es no oponer resistencia. Los ataques son esquivados con movimientos circulares que parten de las caderas, y hacen que la fuerza del adversario en su inercia dinámica le sea devuelta en su contra, provocando un desequilibrio que es aprovechado para realizar proyecciones o inmovilizaciones, con la finalidad de controlar sin causar daño o lesiones severas. Es un arte marcial centrado básicamente en técnicas de control, inmovilizacions y proyecciones que derivan, en mayor parte, del Jujutsu y otras técnicas del Kenjutsu.

Este arte implica mas que fuerza física o espíritu agresivo, una gran precisión de movimientos, calidad y rapidez de reflejos, que en su mayoría se adquieren y perfeccionan con la práctica diaria. El propósito del Aikido es entrenar la mente y el cuerpo de manera sincera y cabal.

La práctica del Aikido no requiere de habilidades especiales. La clave para progresar en Aikido y en la vida es simplemente perseverar y tener una actitud positiva. Ahora Lo puede empezar a prácticar en Aikido Ecuador, Ubicados en la ciudad de Quito  en Ecuador.


error: ¡El contenido está protegido!
en_USEnglish
es_ESSpanish en_USEnglish